Por eso inventaron aquello de “no usarás el nombre de Dios en vano”

Por eso inventaron aquello de “no usarás el nombre de Dios en vano”

Y tiene suerte de que la biblia no la escribiera George R. Martin…

Y tiene suerte de que la biblia no la escribiera George R. Martin…